Ximo Puig y Toni Cantó se enzarzan a costa del poeta Miguel Hernández | España



Toni Cantó se ha estrenado esta mañana como portavoz de Ciudadanos en el parlamento valenciano con una dura intervención contra el presidente de la Generalitat en funciones Ximo Puig que ha incluido al poeta alicantino Miguel Hernández. Fiel a su campaña electoral, Cantó ha abundado en sus críticas en el debate de investidura de Puig contra el nacionalismo, contra “la imposición del valenciano” y ha definido a Compromís, socio de Gobierno del PSPV-PSOE, como la “Esquerra Rupublicana valenciana”. Señalando al consejero de Educación y Cultura, Vicent Marzà, de la coalición valencianista, y su política lingüística, ha aventurado que “Miguel Hernández no hubiera podido publicar en la Comunidad Valenciana”, por escribir en castellano. Un rumor, que se debatía entre la chanza y el aplauso, ha recorrido los escaños.

Hernández es uno de los poetas que suele citar Puig en sus discursos. Ayer mismo lo hizo en su intervención en la sesión de investidura que fue aplazada hasta hoy para firmar en Alicante el pacto de Gobierno entre el PSPV-PSOE, Compromís y Unides Podem. En su turno de réplica, el presidente socialista ha defendido las políticas de normalización del valenciano y le ha espetado a Cantó que “a Miguel Hernández, quienes no le dejaron publicar son algunos de sus socios”, en referencia al partido de la extrema derecha Vox. Puig ha mencionado la reciente aparición de una antología en castellano del gran poeta Francisco Brines, que vive en Oliva, y de otros escritores que escriben en castellano. También le ha recordado a Cantó que Ciudadanos son los únicos liberales europeos que no tienen problema en pactar con la extrema derecha”

Previamente, Toni Cantó ha provocado otro momento bronco del debate cuando se ha referido a Ernest Lluch y ETA. El portavoz de Ciudadanos se ha referido a Vicente Soler, consejero de Hacienda, porque éste recordó hace unos días al exministro socialista Ernest Lluch, asesinado por ETA, en las Cortes valencianas. Ha dicho que Soler tardó “muy poco en citar a Franco y Ernest Lluch, que era también amigo de mi familia, por eso eché de menos que nombrara al dirigente de ETA Josu Ternera que ese mismo día fue detenido. No acabamos de entenderlo, tienen un desorden neurológico”.

En su réplica, Puig se ha mostrado muy duro por la mención al que fuera también su amigo Ernest Lluch [fue fundador de la Facultad de Económicas de Valencia, profesor en esta ciudad en los años setenta y un activo militante socialista]: “Lamentamos la utilización del terrorismo; es infame desde la perspectiva personal y no tiene ningún sentido desde la perspectiva política. Venir aquí a decir quién estar a favor y contra el terrorismo…. En 30 años en política he ido a muchos entierros de compañeros míos en Euskadi. Un poco de vergüenza, un poco de sentido de la democracia. Hemos padecido más que ninguno [he dicho incluyendo también a los diputados del PP] por aquellos que murieron defendiendo la libertad”. Puig ha arrancado intensos aplausos de su bancada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *