La sanidad vasca estudia un posible caso de rabia en un hombre | Sociedad



De confirmarse que es rabia, sería el primer caso en 30 años que se detecta en Euskadi. La Dirección de Salud Pública del Gobierno Vasco ha comunicado que los especialistas han localizado en Bizkaia un posible caso de esa patología en un hombre extranjero que fue mordido por un gato en Marruecos, según fuentes sanitarias, aunque el Servicio vasco de Salud no lo ha confirmado. Sí ha precisado que la mordedura se produjo hace más de cinco meses, en agosto. Un felino le mordió en el antebrazo y por la evolución de los síntomas, se sospecha que se trate de rabia.

Según estas fuentes, el antebrazo presenta signos de necrosis y no se descarta que tenga una infección local. Parece ser una mordedura sucia y mal curada, hecho que ha podido aumentar la posibilidad de la infección. “La rabia no tiene porqué provocar necrosis del brazo, pero la mordedura sí”, explican desde el Hospital Universitario de Cruces. En un primer momento el paciente acudió al Hospital de San Eloy en Barakaldo.

La consejería ha empezado a contactar con el entorno de la persona afectada, pero no confirma si está aplicando el protocolo de Milwaukee, un procedimiento que induce al paciente con rabia a un coma farmacológico y se le administra un cóctel de medicamentos antivirales: ketamina, ribavirina y amantadina. Con ello, se busca suprimir la actividad cerebral para minimizar los daños y dar tiempo al sistema de defensas del paciente para que produzca anticuerpos contra la enfermedad. Este protocolo fue ideado en 2004 por un equipo de médicos liderados por el doctor Rodney Willoughby. Fuentes del hospital aseguran que ayer no estaba sedado, aunque no pueden confirmar si hoy sigue en ese estado.

La consejería insiste en que por el momento es una sospecha, ya que faltan los resultados definitivos que se obtendrán en los próximos días. “En cualquier caso, dado que se trata de un caso importado, la Dirección de Salud Pública quiere dejar claro los animales domésticos de Euskadi están libres de rabia”, cita la nota de Sanidad.

El departamento ha puesto en conocimiento de la sospecha al centro de alertas sanitarias del Ministerio de Sanidad. “La rabia es una enfermedad vírica que afecta al sistema nervioso central, y que se transmite a las personas por la saliva a través mordeduras o arañazos de animales domésticos o salvajes que están infectados. El periodo de incubación de la rabia es muy variable y podría ir desde una semana a un año, siendo los dos meses la media estimada”, especifica la notificación pública que ha hecho la conserjería.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *