La web que lucha contra la soledad de los ancianos | Talento



Llevaba “un par de años” cocinándose y finalmente vio la luz en enero. Duuo busca terminar con la soledad que sufren algunas personas ancianas. “La idea surgió en una reunión de amigos. Todos tenemos una edad similar y vimos que en un futuro próximo nos encontraríamos con un problema: que hay mucha soledad no deseada a partir de los 60 o 65 años, es decir, cerca de la edad de jubilación de la mayoría.

Y esto se junta con el problema económico que sufre mucha gente. Son desafíos que se podrían solucionar si todos pusiéramos un granito de arena”, asegura Esther Camacho, la creadora de la plataforma Duuo.

Por eso pensó en montar “una plataforma que juntara el problema de la soledad y el económico para que la gente pueda vivir conjuntamente y aportar cada uno lo que pueda para tener una buena calidad de vida”. Ya han juntado a unas 600 personas que se concentran, sobre todo, en la zona del Levante, uno de los destinos más cotizados del país para el retiro. “Es una plataforma online, y hay mucha gente de esta edad que no maneja la web ni las apps. Hay que hacer mucho trabajo de pedagogía”, explica.

Al usuario se le cobran 30 euros cuando se registra y, si no encuentra compañero, se le devuelven. “Queremos solucionar el problema, no cobrar por ello”, afirma la creadora. En España, casi dos millones de personas mayores de 65 años viven solas, según datos de la fundación Grandes Amigos.

Y todo indica que esta cifra irá en aumento según suba la esperanza de vida. En 2050 habrá en España más de 100.000 personas mayores de 100 años, según las predicciones de INE. Aunque Camacho no pretender aportar la solución a este problema, sí espera ayudar a hacer ese tiempo más llevadero: “Nosotros pretendemos que desde una edad más temprana la gente ya esté junta para que tengan una convivencia de medio a largo plazo”, señala. 

Factores

La convivencia no es algo fácil, por eso para juntar a dos personas, Duuo tiene tres factores en cuenta. Uno es la cercanía: es preferible que ambas personas vivan en un radio de 50 km. Otra es la edad: es preferible que no haya mucha diferencia. Y el tercero es la afi nidad, que se detecta a través de un cuestionario.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *